Ahora ves que la sensatez no es para estos momentos.

0
615

Puedes decirme que no es lo correcto o que hay mucho por hacer de todo esto, que los corazones se deben de amar por que así es lo correcto, que las edades deben ser similares, que el lugar debe ser adecuado, que la luz del día sea media, que la tela sea suave, que el cuerpo sea tal y como es y que la mente sea madura. Pero ¿Qué tanto puedes exigirle a alguien de mi edad? Yo sólo sé que te amo y estoy consciente que aún fallando en todo lo demás no puedo arrepentirme de lo hecho porque aprovecho cuanto la vida me da. Si eres parte del plan que la vida me pone yo estoy de acuerdo con que seas tú.

Aún sin luz puedo ver tu mirada en mis ojos, estas tan seguro, mezclo mi ingenuidad con el deseo desbordado y debes saber ya que esa combinación es tan peligrosa como el fuego. Yo sigo pretendiendo que las cosas sean como deben ser, yo sólo quiero poder vestir tu piel. Esta habitación esta llena de soledad, te has buscado un refugio para no caer en las trampas que el amor comprende pero a mí me has dejado entrar, con esa mirada tan elegante, cada movimiento estudiado podrías tener lo que quieras pero a cambio sólo buscas tu individualidad, porque temes… 

Te miro aún con la oscuridad, quisiera demostrarte que con un poco de imaginación y de resignación las cosas podrían ser tan lindas, las cosas podrían ser tan buenas; no importa si las cosas se hunden siempre hay un lugar alto para descansar, sin embargo, la verdad para ti es tan cruel, comprendo que has sufrido, comprendo incluso que tengas miedo pero no puedo comprender que con todos esos sentimientos tú me dejes estar aquí. Sabes que mi deseo es quedarme, sabes que mi deseo se encuentra escondido a oscuras, sabes que mis años son complicados, sabes que todo podría estar en contra pero puedes cambiarlo todo para ti.

Ahora ves que no es tan fácil ser como el corazón quiere que seamos, ya ves que la vida pone retos y de uno depende hacerlos oportunidades de las que podamos sacar algo bueno, aquí hay mucho material, aquí hay mucho para dar, déjate ya de pensamientos, déjate ya de miedos y quédate.