Te Extraño

0
306

Eres lo primero en lo que pienso al levantarme, pienso en tú mirada, en cada gesto de tú rostro, en cada palabra que me decías, en lo suave de tú piel y en tú tierna voz.
¿Cómo no extrañarte? ¿Cómo no pensarte? ¿Cómo no soñarte? Si tú te has convertido en parte de mi alma, en mi vida y en mi mundo. Eres lo primero en lo que pienso al levantarme, pienso en tú mirada, en cada gesto de tú rostro, en cada palabra que me decías, en lo suave de tú piel y en tú tierna voz. Pienso en todas las veces que me decías: “Buenos días mi princesa”, “mi reina”, “mi esposa”, “mi amor”, “cariño” y decías cualquier comentario adicional con tal de robarme una sonrisa al despertar. Pienso en cada comida juntos, en cada momento vivido, en todo lo que compartimos juntos.

Extraño verte sonreír, ver tus fotos de locura, escucharte cantarme canciones con mucha pasión, escuchar tus chistes, incluso extraño tus días de mal humor. Amo tu forma de ser, nunca existirá nadie en el universo entero que te pueda igualar, pues tú eres único y especial. Tú posees una magia muy peculiar y en eso nadie te va a superar, tú logras cambiar el peor de mis días solo con escucharte hablar.

Te extraño cada día mas, extraño hasta tu manera de pensar, extraño cada instante a tu lado, cada segundo que disfruté de la dicha de tenerte a mi lado. Extraño cuando me decías “te quiero, te adoro, te necesito, eres mi vida, mi todo y te amo”. Siempre me decías que era lo mejor que te había pasado en la vida y que de volver a nacer me encontrarías una vez más para disfrutar de la felicidad plena.

Extraño ser feliz a tu lado, te extraño tanto que siento que mi vida se fue contigo cuando te alejaste de mi lado. ¿Sabes algo? Te sueño a diario, no sales de mis pensamientos, no logro borrarte de mi vida, no puedo sacarte de mi corazón, no logro entender porque todo esto acabo. Estoy perdiendo la razón, estoy enloqueciendo y de mi vida he perdido el control. Solo tú amor, solo tú puedes ayudarme a buscarle una solución a todo esto con tú amor.

Sé que tengo que buscar una salida, una solución que me ayude a olvidar este dolor. Necesito ocupar mi mente al máximo, necesito dejarte de amar y así no pensarte nunca más, no extrañarte más. Ya no puedo más con esta soledad que me va matando poco a poco de tanto pensar que ya nunca más volverás. Tengo que acostumbrarme a tu ausencia y ya no extrañar tu presencia, tengo que empezar de cero mi vida, continuar con la rutina de cada día sin la presencia de tu amor en mi vida.

Yessica Sarcos