Quédate a mi lado y verás todo lo que hay.

0
1680

Te propongo un plan, puedes ser tú la niña indefensa que no sabe amar, la que teme a lo desconocido la que no sabe qué sucede si a solas te quedas. Quiero ser la persona que mejor te conozca, la que te convenza y la que tome las riendas del camino por el que vamos sin freno. Ya estas aquí, nada de caras largas ni ojos cristalinos, quiero ver esos labios rosas que palpitan a cierto ritmo, quiero ver ese par de manos que tiemblan y sudan. Porque mirando tus debilidades es como puedo conocer las fortalezas que esconces, es una forma un poco salvaje pero verás que puedo hacer mil maravillas si te animas.

No te puedo exigir más de lo que ofreces, no puedo hacerme la que conoce todo, mi experiencia es escasa pero con la que tengo me basta, puedo acercarme a ti, muy pegado a ti, puedo susurrarte al oído que es lo que escuchando acerca del olvido… Tengo la dosis mágica, la cantidad perfecta para poder ayudarte a olvidarla, para hacerte mío por un momento y dejarla que se vaya. La sacaré de tu cabeza y para cuando te vayas ya no reconocerás ni su nombre. 

Deshazte aquí, muy cerca de mí, deja que ese respirar te lleve al cielo porque unidos en ritmo podemos caer al precipicio, deja el temor que te compone, ella ya no esta y no volverá, Déjame ser yo, sin la necesidad de fingir, deja allá la necesidad de preguntar, hoy no estamos para eso, no importa si lloras en algún momento, si hablando de ella sonríes o la anhelas así es como se olvida a la persona que hace daño. Limpia esa alma tuya, deja la suciedad de la amargura allá en ese lugar, que se lleve el dolor que sientes, que lo reparte entre la gente que la rodea pero tú quédate aquí cerca pues yo puedo darte lo que ella nunca quiso.