Seamos un par de novios nuevos.

0
1218

Que los años no sean un inconveniente, que la eternidad sea nuestro mejor fuerte, quédate acostado aquí a mi lado y mira como el techo se convierte el galaxias y universos. Quédate para que las estrellas del cielo te llenen con su brillo, que mis ojos sean los únicos que puedan verlo. No temas a la rutina ni al tiempo que no termina, pues las sonrisas en las mañanas pueden cambiar el día, no temas a ese amor que es fuerte y que a veces se debilita, mejor sigue cosechando ese cariño aquí en mi vientre para que este fruto de carne y hueso sea nuestro mejor descendiente.

Como un par de novios nuevos seremos siempre, para despertar emocionados de tenernos a lado, para que cada beso sea el primero y cada noche sea una oportunidad latente de perder el cuerpo en caricias y suspiros. Como un par de novios nuevos jugaremos a ser perfectos, a imaginar la vida juntos para siempre y aunque nuestra posición en esta sociedad nos ate a un sinfín de retos y cuestionamientos sepamos competir con la libertad confundida. 

Quédate para ser mi amigo, para ser mi único pensamiento, para ser el hombre perfecto aún cuando no tengas que hacer mucho ara eso porque basta con que seas sincero, con que seas sólo tú y yo caeré a directo a las manos que me vieron renacer entre cuerpos ajenos y hoyos negros.

No temas al tiempo que no acaba, entiérrate en mi corazón y yo me encargo de regarte. No olvidemos la ternura que un día nos dejo ser perfectos, seamos siempre como un para de novios nuevos que no entienden de prisas, de esos que ven la vida muy corta y todo se vuelve perfecto. De esos a los que el amor les deja llevar su vida.